El año de las crisis en las empresas venezolanas

Amado Fuguet V.

Los últimos años han sido exigentes para los dueños y gerentes de las empresas venezolanas. A las prácticas de intervención, expropiación y control, se suman las políticas que han llevado a distorsiones cambiarias, inflación, falta de insumos y productos, y las indefiniciones para tomar las medidas de ajuste necesarias.

La mayoría de las empresas han sido resilientes, sobreponiéndose a situaciones límite, gestionando la sobrevivencia. Pero este año será el de mayor prueba.  A lo descrito, que en sí mismo parece agravarse, se agregarán las carencias que supone la caída del precio del petróleo en más de la mitad.

La compañías industriales, comerciales e incluso las de servicios, confrontarán en conjunto e individualmente, circunstancias apremiantes, como ya lo han venido alertando gremios empresariales y economistas.

La escasez es uno de los síntomas del deterioro por la crisis de importaciones y de prducción.
La escasez es uno de los síntomas del deterioro por la crisis de importaciones y de producción. (Foto de El Nacional)

Los líderes en las empresas, por lo tanto, deben prepararse. Les toca ofrecer dirección a sus organizaciones para que sus equipos actúen oportunamente y en forma coordinada. Para ello deben demostrar confianza en sí mismos, para tomar decisiones y explicarlas con razonamiento. Les toca brindar seguridad hasta donde sea posible, para que la calma le gane terreno a la incertidumbre.

Todo líder debe comprender a fondo cada situación y, con su equipo, encontrar las mejores soluciones. Ambas cosas deben ser compartidas con la gente. Es imperativo explicar los hechos y sus consecuencias, como lo es también informar sobre lo que se está haciendo para superar las dificultades.

Las inquietudes estarán siempre presentes entre los colaboradores, quienes buscarán respuestas, las cuales deben ofrecer los líderes, so pena de que otros lo hagan en perjuicio de la organización.

El año de las crisis debe ser también el año de los líderes.

Anuncios

Retos de comunicación interna para 2015

Amado Fuguet V.

A petición de Maximiliano Bilella, uno de los coordinadores del foro en Twitter #DialogusCI, donde colegas de América Latina y España  intercambian ideas sobre Comunicación Interna en las organizaciones, resumimos en cuatro, los aspectos que a nuestro juicio figuran entre los principales retos de esta área para 2015. desafios-2015

  • Como el entorno económico se ha hecho cada vez más complejo, generando gran impacto en las organizaciones, los trabajadores necesitan más orientación sobre la caracterización de este contexto y las implicaciones que éste tiene sobre la empresa, sus proyectos y su gente. Este es un asunto de especial cuidado , ya que en muchos países viene un año exigente y hay que comunicar proactivamente, pues los escenarios de crisis son cada vez más probables.
  • 2015 representa una gran oportunidad para que los responsables de comunicación interna convenzan y preparen a los niveles ejecutivos y medios sobre el rol comunicacional que tienen en la organización, privilegiando la comunicación presencial, a través de encuentros individuales y grupales.
  • La masificación de equipos móviles (teléfonos inteligentes, tablets) y de aplicaciones de comunicación y colaboración, está promoviendo una intercomunicación en red que representa un desafío para la comunicación interna. El uso adecuado de estas plataformas, debidamente coordinadas con la comunicación presencial y los medios tradicionales, debe hacerse mediante un plan integrado comunicacional.
  • Estimular la escucha siempre será una prioridad, porque es la base de la comunicación efectiva. Por eso debe promoverse, estimularse y reconocerse como elemento clave de la cultura corporativa en las organizaciones.

Estos puntos los expusimos como parte de un conjunto de opiniones que recogió Maximilano Bilella en su blog: https://culturacomunicativa.wordpress.com/2014/12/18/comunicadores-de-latinoamerica-y-espana-opinan-sobre-los-desafios-de-la-comunicacion-interna-para-2015/ 

Imagen tomada del Blog de Maximiliano Bilella.